Los peligros de la pornografía

0
181

POR JULY DE SOSA

¿Qué es la pornografía? Cualquier imagen o descripción de desnudos o actividades sexualmente gráficas que se ve con el propósito de provocar excitación y comportamiento sexual inapropiado. Este es sin duda un enemigo silencioso que con los años se ha fortalecido. Lo que hace 30 años atrás se consideraba como material exclusivo para adultos, ahora en algunos casos es clasificado para menores acompañados por un adulto. La pornografía no es un vicio inofensivo como muchos piensan. Las relaciones conyugales, y los usuarios individuales sufren consecuencias devastadoras por su uso. Es dañino para los matrimonios porque contrariamente a lo que la industria del sexo hace creer. El material sexualmente explícito no realza la relación sexual entre los cónyuges, la desfigura y arruina. Porque esta crea exigencias y placeres irreales en el acto sexual. Y recuperar esa salud sexual perdida es un proceso largo y lleno de baches. Un estudio publicado por la revista Leadership Journal, en el año 2005, dice que un 70% de los cristianos luchan con la pornografía. Es importante conocer ese dato y tomar seriamente el hecho de que aun siendo cristianos no, estamos libres de caer en ese vicio. Y que como padres debemos  estar conscientes de los peligros potenciales en el material sexualmente explícito que ahora más que nunca esta accesible para nuestros jóvenes. Debemos tomarnos el tiempo para cumplir con la responsabilidad de educar y formar a nuestros hijos, con principios y valores. Porque en ausencia de nuestra guía. nuestros jóvenes pueden ser instruidos y seducidos por cualquier persona sin escrúpulos y sin temor de Dios. Y ser expuestos al mundo oscuro de la pornografía. La Biblia nos aconseja…Instruir al niño en el camino de Dios para que aun cuando fuere viejo no se aparte de él. Proverbio 22:6

Desafortunadamente algunos de los jóvenes que tuvieron una revista de Playboy en sus manos desde su creación en el año 1953, no lograron salir ilesos de ese contacto y se ligaron más a esa práctica. Llevándola hasta su etapa de adultos infestando a otros con su uso. Los estudios revelan que la exposición periódica a la pornografía puede llevar a cometer actos de violación y abuso sexual infantil. Un estudio realizado a violadores convictos revela que un 86% de los violadores confesaron hacer uso periódico de la pornografía, y un 57% reconoció que trato de recrear una escena pornográfica con sus víctimas. El mismo estudio revelo que el 87% de los que abusaron de niñas y niños hacían uso periódico de la pornografía. Lo más preocupante es otro estudio realizado a estudiantes masculinos expuestos a pornografía violenta. EL 51% de esos estudiantes indicaron una probabilidad de violar a una joven, o a una mujer si se les presenta la oportunidad. Esto último indica que la pornografía tiene un efecto perjudicial sobre las relaciones públicas en cuanto al sexo.

En resumen. La pornografía es un des inhibidor que embota la conciencia en cuanto a lo que está mal y es dañino. Y puede llevar a un comportamiento criminal, como la violación y el abuso sexual infantil, ya que corrompe la mente de sus consumidores de una manera lenta pero segura. Hasta lograr que quienes periódicamente la consumen se sientan descalificados para tener una relación íntima con DIOS.

El motivo de exponer este tema es que los lectores no caigan en el uso de la pornografía, pero si alguno ya está en ella le recuerdo hay esperanza en CRISTO JESÚS. Busque ayuda y no olvide que por difícil que le parezca la salida…Nada hay imposible para DIOS. (Lucas 1:37)

No hay comentarios

Dejar respuesta