fbpx
domingo, septiembre 20, 2020

Siendo Justos

- Publicidad -
- Publicidad -

Bueno, hoy vamos a ir a la sindèresis con respecto a algo tan importante en la vida del hombre que a veces se pasa por alto y no se le da el valor correspondiente.

Los grandes hombres de la Biblia que fueron llamados por Dios para ir a las batallas y proteger al pueblo que estaba bajo su cargo tuvieron lo que la mayoría de hombres tenemos: una esposa.  Pero resulta que nunca se las ve.  Siempre están tras bambalinas haciendo la parte que a ellas les toca.  Cuando un hombre salía a la batalla siempre había una mujer cuidando su tienda, sus hijos, sus alimentos y esperándolo que regresara en victoria.  O recibir la funesta noticia que no iba a regresar.  Fueron mujeres que nunca se mencionan en la Biblia excepto algunas y muy raras matriarcas.

Las demás fueron mujeres anodinas.  Con mucho coraje pero desconocidas para nosotros.  Pero, haciendo la debida justicia, allí estaban, a la sombra, dejando que fueran sus esposos los que brillaran y se llevaran las coronas de laurel como premio a sus hazañas.

¿Alguien ha pensado en la esposa de Moisés?  Mientras èl estaba subiendo y bajando el Monte Sinaí, tuvo una esposa acompañándolo con sus oraciones, con su intercesión y su cuidado.  ¿Quién le lavaba la ropa, le preparaba sus alimentos, le arreglaba el baño de cada mañana y limpiaba su tienda?  ¿Quien ha pensado en la esposa de Aarón que nunca se menciona, pero que tuvo que estar a su lado aquellas noches de pláticas matrimoniales, dejando que de madrugada dejara el lecho caliente para salir al frío del desierto a cumplir sus obligaciones sacerdotales?  ¿Alguien ha pensado en Sara que tuvo que dejar la comodidad de su tierra, dejar sus primos, parientes, amigas de colegio y a sus seres queridos?  ¿Alguien ha pensado en lo difícil que fue la vida de aquellas desconocidas mujeres?

Bueno, pero no vayamos tan lejos: ¿Ha pensado usted en su esposa que se queda lidiando con los hijos todo el dìa, haciendo de maestra, educando, instruyendo, alimentando y pensando en el almuerzo recién terminado el desayuno?  ¿Ha pensado en la abuela que se queda cuidando a sus nietos cuando quizá necesite descansar, dormir un poco màs, permitir que le desarreglen su sala o su casa, escuchar berrinches cada mañana mientras se toman su leche a regañadientes?  ¿Quién ha pensado en las esposas que no duermen mientras sus hijos o su esposo tiene fiebre y se levantan a atenderlos, sacrificando su propio descanso?

¡Ah, ¿verdad?!

SOLI DEO GLORIA

- Publicidad -

ÚLTIMAS NOTICIAS

La traducción de la Biblia supera el hito de los 700 idiomas

Por: Javier Bolaños / GNA https://youtu.be/l11CObcVpIY
- Publicidad -

El lecho del dolor del enfermo

 Ministerio Cristo Como Pastor (CCPAS) Todos en algún momento hemos necesitado o necesitaremos de sanidad, en nuestro cuerpo físico,...

Los ejes de acción de la iglesia

Desde su fundación el credo de la Iglesia Evangélica se sustentó sobre la base de la trinidad (Padre, Hijo y Espíritu Santo),...

¿Qué te impide orar? «Falta de Fe»

 “Falta Fe” Barrera número 9 Pero ¿qué es fe? La Palabra del Señor, en Hebreos 11:1,...

NOTICIAS RELACIONADAS

La traducción de la Biblia supera el hito de los 700 idiomas

Por: Javier Bolaños / GNA https://youtu.be/l11CObcVpIY

El lecho del dolor del enfermo

 Ministerio Cristo Como Pastor (CCPAS) Todos en algún momento hemos necesitado o necesitaremos de sanidad, en nuestro cuerpo físico,...

Los ejes de acción de la iglesia

Desde su fundación el credo de la Iglesia Evangélica se sustentó sobre la base de la trinidad (Padre, Hijo y Espíritu Santo),...

¿Qué te impide orar? «Falta de Fe»

 “Falta Fe” Barrera número 9 Pero ¿qué es fe? La Palabra del Señor, en Hebreos 11:1,...
- Advertisement -

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí