fbpx
sábado, mayo 25, 2024

MINED firma convenio con iglesias para proyectos de principios y valores.

- Publicidad -spot_img

Por: Edwin Góngora

Hoy en día muchos dicen que los valores se han perdido, yo en lo particular no lo creo, porque algo que usted haya perdido no lo encuentra jamás.

En ese sentido, lo que sí creo ha surgido es una corriente contraria a los valores, porque estos aún existen, ahí están, lo que sucede es que le hemos dado más oportunidad a los antivalores, contradiciéndolos, no acatándolos y hasta menospreciándolos.

La lucha es en contra de ese factor que mina, socializa y hasta normaliza lo contrario a los valores que nos forman como personas responsables y educadas.

Imagine usted una población desvalorizada, sin pronunciar nunca esas palabras mágicas, gracias, por favor y con permiso o actuando sin ningún tipo de sensibilidad ante circunstancias tristes o lamentables, esos son parte de los antivalores.

Convencidos de ello, y que es clave y determinante reforzar, recordar y enseñar a las nuevas generaciones en nuestro querido pais, el Ministerio de Educación junto a varias iglesias cristianas firmaron este lunes 8 de abril cartas de entendimiento para enfrentar al enemigo de los antivalores.

“Dicha firma nos permite trabajar extracurricularmente y en jornadas extendidas, implementando proyectos para fortalecer principios y valores de los estudiantes en nuestras escuelas”, señaló el Ministro de Educación, Licenciado Mauricio Pineda.

La actividad fue bien recibida por los representantes de los diferentes ministerios cristianos, pues, aunque no lo pareciera, temas como este son determinantes dentro de un componente de recuperación del tejido social afectado por la violencia del pasado.

Para el Pastor Juan Carlos Hasbun, de Iglesia Cristiana Kemuel, el proyecto busca aportar a las nuevas generaciones, las que tienen más oportunidades y orientarlas en temas como el trabajo comunitario, la responsabilidad, ayuda al más vulnerable y por supuesto en la necesidad de Dios alrededor de nuestra vida.

Esto es un acontecimiento que nos favorece, lo que hoy se busca hacer, es, sin evadir responsabilidad alguna y que, entre la familia, la escuela y la iglesia, haya un componente que nos active para destruir de una vez por todas al enemigo en común: los antivalores. 

Nuestra responsabilidad es hoy formar salvadoreños de bien para nuestra sociedad.

- Publicidad -spot_img

ÚLTIMAS NOTICIAS

- Publicidad -spot_img

NOTICIAS RELACIONADAS

- Advertisement -spot_img

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí