APROVECHA TU TIEMPO

0
329

POR JULY DE SOSA 

Cada mañana a todos se nos presenta una nueva oportunidad de vida, pero es decisión de cada quien aprovechar o mal gastar, ese tiempo.

El libro de Eclesiastés, afirma…Dios hizo todo Hermoso en su tiempo.

Dios puso en nuestra mente el sentido del tiempo, es por eso que debemos recordar que el tiempo que se va, no vuelve.

Gracias a esa memoria de tiempo, Podemos ver claramente que aquellos que lo pierden, andan mal y en cosas que no traerán, buen porvenir para ellos. Esto exige conocer

como aprovechar el tiempo, para comenzar a dar sentido de valor a nuestras horas.

No valorar el tiempo en nuestra vida; resta importancia a la misma. Si bien es cierto que no podemos aumentar tiempo al día, si nos corresponde crear la calidad de vida a ese tiempo. Es precisamente eso lo que nos urge aprender y enseñar a nuestros hijos que en algunos casos pasan desperdiciando muchas horas frente a la TV, o en juegos de video. A falta de un adulto que les enseñe a aprovechar su tiempo en cualquier tipo de arte, disciplina, viajar a través de un cuento, entre mil cosas más, para aprender a crear calidad de tiempo.

Jesús horas antes de ser aprendido por la guardia romana pidió a sus discípulos que velaran junto a él, una hora. Pero ellos, no pudieron mantenerse despiertos; y le dejaron solo. Este es un ejemplo idóneo para comprender la importancia de aprovechar el tiempo. Jesús estaba triste hasta la muerte, y necesitaba el apoyo de sus discípulos en aquella oscura hora.

Permítame recordarle dos cosas que a mi juicio ayudan a aprovechar el tiempo.

1-Otorge utilidad a tu tiempo. Urge que entienda que la vida no le ha sido dada para desperdiciarla sino para aprovecharla, recuerde que es efímera. Muchos llegan tarde a su vida y otros nunca llegan. Tenemos un ejemplo de esto en Eclesiastés 3:17

Viene una hora para el justo y el malvado, pues hay un tiempo para toda obra y un lugar para cada acción. No pase por alto que lo que Dios juzgará es lo que hicimos con el tiempo asignado.

2- Póngale plazo a todo lo que anhele alcanzar e invierta su tiempo y fuerzas en ello. Tenemos en la Biblia ejemplo de esto, un hombre llamado: Nehemías él, reconstruyo una ciudad derivada.  Teniendo como rey a uno que no hablaba su mismo idioma. Pero eso no fue obstáculo para él, Nehemías dijo: En cuanto le propuse un plazo el rey acepto. Nehemías 2:4-6.

También tenemos ejemplo de desperdicio de tiempo en Lucas 14: 24. Este es el resultado de personas que viven desaprovechando las oportunidades y su tiempo.

Y tú ¿Aprovechas tiempo con Dios? Te recuerdo que ese tiempo es lo único que se irá con nosotros a la eternidad. De todo lo demás que poseamos solo nos servirá el mejor traje para nuestro cuerpo presente en nuestro funeral.

Te invito a aprovechar el tiempo dándole valor a las horas de tu vida, aun cuando fueres viejo porque Dios no mira nuestro parecer sino, el propósito de vida que tiene con cada uno. Convencida estoy que, así como Sara dio a luz a su hijo a sus 90 años. Nosotros llegaremos a la vejez, si Dios nos regala tiempo, siendo fructíferos aun cuando nuestras fuerzas ya no estén.

¡Feliz tiempo de semana!

 

 

No hay comentarios

Dejar respuesta